Home»Uncategorized»Bienvenidos a la resistencia ( Azagala 27/6/21)
Bienvenidos a la resistencia ( Azagala 27/6/21)

BIENVENIDOS A LA RESISTENCIA

Era aún Mayo de 2019 y ya lo anuncié públicamente. Nos habíamos quedado fuera del Ayuntamiento pero íbamos a estar dentro del pueblo. Más dentro que nunca. Nuestros paisanos podían contar con nosotros, porque nosotros contábamos con ellos.

Cerré aquella intervención con aquel “ Bienvenidos a la resistencia”.

Aquello fue una declaración de intenciones, no fue un brindis al sol porque en Alburquerque me conocen y saben que soy de pocos brindis y mucha calle. Aquel  fue un grito de compromiso personal con el pueblo. Fue un ataque directo y frontal al eje de los años de vadillismo: su superioridad moral. Esa que le permitía insultar a Manolo , a Angel o a Jesús durante años.  Superioridad que no acepto ni aceptaré nunca.  Fue deciros a todos que sabíamos que por delante venían momentos duros, que sabíamos que el futuro iba a deparar muchos momentos negros de la historia del pueblo y que nosotros nos poníamos al frente de todos aquellos que están radicalmente en contra de las actitudes y de las formas del gobierno de Alburquerque que acababa de ser reeditado. Y ahí seguimos. Al frente.

Es verdad que a veces podéis estar desesperados, y lo puedo entender. Entiendo que esos empleados que llevan 6-7 meses sin cobrar no pueden ver más allá del día siguiente. Que los ahorros tocan a su fin y que nadie puede plantearse ningún tipo de futuro cuando le adeuda medio año de salario. Entiendo que esos autónomos y esos empresarios que tardan dos años en cobrar una factura estén desesperados, porque al contrario que el Ayuntamiento de Alburquerque ellos tienen la buena costumbre de pagar a sus empleados y a la seguridad social y a hacienda. Y las deudas del Ayuntamiento con ellos les ahogan hasta casi asfixiarles. Entiendo a los usuarios de los servicios públicos del pueblo que viven angustiados por la posibilidad de que desaparezcan, o porque estando bajo mínimos de personal su calidad puede llegar a verse afectada.

Entiendo a los hosteleros que ven que el principal reclamo turístico del pueblo está cerrado y no se presentan proyectos para restaurarlo, mantenerlo y ponerlo en valor. Entiendo a los usuarios del centro de salud que cada poco tiempo reciben noticias sobre pérdida de recursos del centro que nos hace movilizarnos a todos para que no se lleve a cabo.

Entiendo a los aficionados del Indie, que nos hemos quedado sin Contempopranea para muchos años en el pueblo, o a los hosteleros y negocios del pueblo en los que revertía parte de esos dos  millones de euros que el festival generaba.

Os entiendo a todos. Pero el espíritu de la resistencia no pasa solo por entenderos. Pasa por sumaros a la misma. Desde el victimismo no se construyen sociedades mejores. Yo lo tengo claro y por eso siempre creí que el problema tenía que visualizarse fuera del entorno de Alburquerque. Por eso siempre puse el problema en la esfera nacional con medios nacionales, con medios regionales y lo llevé en muchas ocasiones al Congreso de los Diputados. Siempre creí que al miedo se le vence plantándole cara y que el miedo que había después de tantos años de clientelismo teníamos que vencerlo poco a poco. Y juntos. Eso era la resistencia. Eso sigue siéndolo.

Yo no os pido a los que aún tenéis miedo que lideréis nada, para eso me pagan a mi entre otras cosas. Pero os necesitamos al lado, os necesitamos detrás. La resistencia es una forma de entender la sociedad y la política agitando la bandera de la libertad y la transparencia. 

Muchos ya no tenéis ese miedo porque a vosotros ni vuestras familias os afecta la red clientelar del Ayuntamiento. A todos vosotros os pido que agitéis con nosotros la bandera de la decencia en Alburquerque. Que salgáis de la zona de confort, dejéis de ver las manifestaciones por la tele y os suméis. Que cada vez que podáis ayudemos con nuestra presencia a los que aún no se atreven y pronto se atreverán.

La resistencia es un paraguas muy grande. Cabemos todos. Yo tengo siglas, me encantan mis siglas, me apasionan, me representan, las vivo con intensidad. Pero no os voy a pedir lo mismo, no os voy a pedir siglas. Os voy a pedir que améis Alburquerque sobre todas las cosas, que vuestra pasión sea vuestro pueblo y que compartamos el objetivo de devolver la decencia a las instituciones de Alburquerque.

No os vamos a preguntar de dónde venís o a dónde vais. Vuestra cuota con la resistencia se pagará en ilusión y vuestra afiliación será nuestro objetivo compartido. 

Han pasado dos años desde aquella rueda de prensa. Ya me conocéis y no suelo mentir. Os di la bienvenida a la resistencia porque sabría que haría falta. Y lo está haciendo. Y lo hará. Y pienso seguir ahí pero prefiero hacerlo mirando a los lados o atrás y viendo paisanos que han perdido el miedo a defender lo suyo y lo de los demás. A mitad de legislatura os digo que falta lo más duro por delante. Y que no estaréis solos. Aquí seguiremos. Os esperamos

Bienvenidos de nuevo. A la resistencia.

Deja un comentario

Tu email no será publicado.

Ponte en contacto conmigo

No lo dudes!

Victor Píriz Maya Carrera de San Jerónimo
Madrid, 28001 - Spain

Email

Teléfono+34 913905924